26 de abril de 2017

Ganadores de la IV edición

Ya tenemos a los ganadores de la cuarta edición del Concurso de fotografía filosófica de Navarra. ¡Enhorabuena! Los premios fueron entregados el viernes 7 de abril. Los premiados han sido:
  • Primer premio: Juan Álvarez Aznar (Colegio Irabia-Izaga). Ver fotografía.
  • Segundo premio: Sandra Salinas Corredor (Colegio Escolapios Calasanz). Ver fotografía.
  • Tercer premio: Andrés Santiago Díez (Colegio Irabia-Izaga). Ver fotografía.

5 de febrero de 2017

¿Estamos cada vez más tecnologizados?

Los jóvenes plasman su identidad a través de las redes sociales y cada vez pasan más tiempo en ellas que interactuando con otras personas. El balón es un símbolo de deporte de grupo donde se establece la comunicación y el trato con las personas. A través de las redes sociales puedes ser quien quieras y como quieras. Sin embargo, a la hora del cara a cara, tiendes a ser tú mismo. Ahora, muchos jóvenes prefieren pasar horas y horas delante de una pantalla que con sus amigos jugando al balón.

Irene Amezqueta Ilincheta
Colegio San Cernin

¿Qué "yo" soy?

Del australopithecus al cyborg, la evolución viene de la mano de la tecnología cada vez más rápidamente. Vivimos permanentemente conectados, lo que genera una nueva forma de comunicarnos.

Creamos una personalidad virtual, o varias. Nos convertimos en un producto, en una marca que deseamos vender. Nos retocamos para exponernos como queremos que nos vean, pese a que eso implique desatendernos, o alejarnos de la realidad.

Ponemos tanto en las proyecciones que creamos, que llegamos a olvidarnos de nosotros. ¿Qué “yo” soy?

Frente a tanta tecnología y estímulos externos sólo cabe emplear la herramienta más primitiva, el sentido común, aquel que nos permita reconciliarnos con nosotros mismos para “desconectar”.

“El problema real no es si las máquinas piensan, sino si lo hacen los hombres”.-B. F. Skinner.

Juan Álvarez Aznar
Colegio Irabia-Izaga
Primer premio

Conectados... ¿comunicados?

En plena era de avances tecnológicos, donde todo progresa de manera tan rápida, me surge la incertidumbre de si las personas viven realmente comunicadas.

No cabe duda del gran aumento de innovaciones y mejoras tecnológicas. Sin embargo, las relaciones interpersonales no son precisamente las más favorecidas por estos nuevos hábitos.

Estos nuevos medios de comunicación, ¿provocan un avance en la persona, o un retroceso en la humanidad? Se pierden miradas, gestos, y en definitiva el valor de las palabras en el trato personal. Vivimos híper conectados.

Las nuevas tecnologías han logrado salvar vidas, acercarnos a quienes están lejos. El peligro es que terminemos alejándonos de quienes tenemos más cerca.
Irati Valencia
IES Marqués de Villena

¿Control del sistema o sistema de control?

Es fácil identificar el problema en un sistema. Las personas estamos llamadas a cuestionar la autoridad, a levantarnos frente a la opresión. Salvo que seamos parte del propio sistema, sin darnos cuenta de ello. Bienvenido al mundo de los iconos, al mundo donde es preferible la apariencia a la realidad. Da igual lo muy tuyo que sientas un pensamiento, ya pertenece a una idea en su grado justo de maduración; en realidad no eres más que un reflejo de lo que la gente espera ver de ti. No eres más que una foto de perfil en la red social más grande del mundo. Una foto de perfil ensayada, en la postura más favorecedora, con el filtro más acorde a ti, hecha únicamente para recordarte lo que realmente eres; parte de ese sistema.
Miguel Molina Alás
Colegio Irabia-Izaga

¿Mostrar para existir?

Las gafas reflejan la visión que tienen los demás acerca de nuestra vida en las redes sociales. La nueva necesidad del ser humano de publicar los mejores momentos de sus vidas. ¿De verdad hace falta mostrar cada momento de nuestra vida para ser feliz? El hombre actual vive por los likes, mostrando todo lo que realiza durante el día, el desayuno, la merienda, la cena, etc. Mostramos lo "mejor" de cada uno, enseñamos lo "felices" que somos con nuestras parejas amigos y familiares. Fabricamos una felicidad falsa, basada en vivir por los demás. El "pienso, luego existo" de Descartes se ha convertido en el siglo XXI en "me exhibo, luego éxito".
Bianca Ciochina
IES Marqués de Villena

¿Y ahora, existo?

Desde hace un tiempo las nuevas tecnologías, sobre todo las de comunicación, véanse televisiones, ordenadores o móviles, siendo estos últimos los que más, han hecho a las personas adictas a estas nuevas tecnologías. También, actualmente si no tienes Whatsapp por ejemplo, o Twitter o cualquier red social, para el mundo no existes por lo tanto lo que he querido representar en esta foto es la inexistencia, o el sentimiento de ésta, cuando dejamos de poder conectarnos a las redes donde somos Alguien.
Pablo Rubio Donézar
Colegio San Cernin

¿Una "nueva" persona?

Yo defino mis aplicaciones móviles, pero lo que es novedoso es que las aplicaciones del móvil me definen quién soy ante mí y ante los demás. Soy mis juegos, mi gps, mis libros online y me calculo a mí mismo en la red. Me almaceno en la nube.
Nicolás Ayure
IES Marqués de Villena

¿Quién controla a quién?

El fin de la tecnología es facilitar las tareas del ser humano, e incluso llevarlas a cabo en su lugar. Supuestamente la tecnología nos aporta una mayor libertad de decisiones y un mayor tiempo libre. Pero esa “libertad” comienza a verse superada por las propias nuevas tecnologías. Actualmente nuestros móviles, por ejemplo, son capaces de organizar nuestro tiempo para que le saquemos un mayor partido, pero analizado desde otro punto de vista estos aparatos están diciéndonos continuamente qué debemos hacer y nosotros lo cumplimos, por lo tanto surge una pregunta: ¿ha llegado la tecnología a controlar nuestras acciones?
Álvaro Iboleón Azcona
Colegio San Cernin

¿Dependencia?

¿Dependencia? Es la duda que me planteo, constantemente tenemos que estar mirando nuestro teléfono, redes sociales… Es como si no pudiésemos vivir sin ellos, como si dependiésemos de ellos. Tenemos que estar a la altura de la sociedad de hoy en día, miles de seguidores, miles de likes y publicaciones constantes poniendo en público nuestros momentos mas divertidos. Necesitamos aprobaciones constantes de que lo que hemos subido está gustando o se está viendo. Porque eso está de moda ¿no?, esa moda que nos dice cómo pensar, vestirnos, comunicarnos, la falsa libertad que creemos que tenemos.
Sandra Salinas Corredor
Colegio Escolapios Calasanz
Segundo premio

Y tú, ¿también necesitas un rescate?

Hoy en día hay que estar atrapados en las tecnologías modernas para sentirse parte de la sociedad, pero, ¿y si luego quieres salir? ¿Es fácil desprenderse de ellas?

Somos muy dependientes, prácticamente toda nuestra vida está inmersa en ellas, los recuerdos, la memoria… Ahora se encuentran plasmados en los aparatos electrónicos, y no es tan sencillo deshacerse de la necesidad por estar siempre “conectado a la red”.
Alberto García de Eulate San Miguel
Colegio San Cernin

Nuevas tecnologías: ¿Muros o puertas?

Las nuevas tecnologías son, en la mayor parte de los jóvenes, un pozo al que van a parar inútilmente nuestras horas. Sin embargo, hay algo que no cae al pozo, o no siempre lo hace: nuestra capacidad autocrítica. Quien, tal como lo hace la chica de la imagen, es capaz de evaluarse a sí mismo y poner en tela de juicio el modo de vivir mayoritariamente asumido, también en lo relativo al uso de la tecnología, será capaz de conocerse mejor, de conocer la sociedad a la que pertenece. En este sentido, la tecnología puede ser incluso una ayuda. Más allá del daño que pueden producir si son utilizadas como muros para la identidad, y de las puertas que abren al avance de la técnica, las nuevas tecnologías llevan escondido en algún misterioso lugar de cada teléfono, televisor, ordenador, etc., un diminuto espejo al que podemos mirar para descubrir y conocer mejor lo más importante de la tecnología: nosotros.
Ismael Oroz Caballero
Colegio Irabia-Izaga

¿Estamos atados a la tecnología? ¿Podríamos vivir sin ella?

En estos tiempos, no hay un día que pase sin que necesitemos recurrir a algo que tenga que ver con las nuevas tecnologías, las hemos implantado en nuestro estilo de vida y se hace muy difícil imaginarlo sin ellas, esto está bien si se hace con moderación, pero hay que saber dónde está el límite en el cual se convierten en una dependencia.
Alejandro Cereceda Lasanta
Colegio San Cernin

¿Existimos si no estamos en las redes?

Antiguamente para las personas el concepto existir significaba ser conocido dentro del colegio, de la familia, de los amigos…, es decir, tener relaciones visuales y físicas. Sin embargo, hoy en día esto ha cambiado.

Las relaciones ya no son físicas porque son a través de una pantalla, una red social. Ahora, para nosotros existir significa tener muchos amigos en Facebook, Instagram, Twitter…, pero ¿cuántos de estos amigos son reales? ¿Con cuántos hemos tenido una verdadera relación o una simple conversación cara a cara?

Sin embargo a pesar de estos aspectos negativos, si no estamos en las redes perdemos la oportunidad de que nos “encuentren”.
Beatriz Dallo Castillo
Colegio San Cernin

¿Conectados?

Esta imagen es una crítica hacia la sobreutilización de las redes sociales incluso en compañía de la gente a la que amamos.

El lugar de la imagen también tiene un significado filosófico personal, pues pasé mucho tiempo de mi infancia allí. El fondo de la imagen es un prado en el que recientemente han colocado tres renos, en el “bosque animado” de Lakidain. En este hermoso paisaje quería crear el contraste de que, debido a las nuevas tecnologías, podemos perdernos lo que tenemos delante por recluirnos en el mundo virtual.

Sergio López Equiza
Colegio Ntra. Sra. del Huerto

¿Somos capaces de vivir fuera de la red?

¿Es posible mantenerse al margen de los brazos de la red sin sentirse marginado? Las formas de relacionarse han cambiado. Las relaciones sociales, las reales y las de la red, se han convertido en una sola. Las personas se vuelven portátiles. Ya no importa el contexto ni el lugar. Las relaciones se han convertido en una red. Ahora si no estás en la red, no existes. Si no apareces, no eres nadie.
Lucía María Ruiz Ullate
Colegio San Cernin

¿Soy yo?

¿Nos mostramos realmente como somos en las redes sociales?

Cuando alguien sube una foto a estas plataformas siempre intenta mostrar lo mejor de sí, pero sin enseñar quien es en realidad. Pero esto no es del todo culpa nuestra, vivimos en un mundo que está lleno de gente que juzga “un libro por la portada”. Por lo tanto, el cómo nos ve el resto es muy importante cuando queremos aparecer en la red ya que a muchas de esas personas si te muestras tal y como eres puede llevar a una mala respuesta e incluso al rechazo, esto hace que la gente no sea ella misma para evitar esto. Esto es un peligro ya que la forma de ser de cada uno es única y si nos ceñimos a estos estandartes para simplemente aparentar dejando de lado lo auténtico en nosotros. Podríamos perder lo que somos y nos hace únicos: la identidad.
Javier Iribertegui
Colegio Irabia-Izaga

¿Reiniciar?

¿Estamos atados a las nuevas tecnologías? Las tecnologías han avanzado al igual que los peligros que conllevan como la presión social, más hipocresía… Internet y las redes sociales son una herramienta muy útil que nos ha ayudado conectándonos con todo el mundo, pero como consecuencia pagamos el precio del aislamiento, la pérdida de privacidad… Por tanto, la misma tecnología que nos une es la que nos separa.

Aitana Ochoa
IES Marqués de Villena

¿Nos hemos olvidado de mirar?

Esta fotografía muestra las pantallas responsables de la revolución de las comunicaciones a distancia de los últimos años. Actualmente es posible estar en contacto con cualquier persona en todo el mundo, por lo que se podría afirmar que la tecnología ha roto todas las barreras de la comunicación. Sin embargo se han creado nuevas barreras, nos preocupamos más de lo que ocurre en nuestras pantallas que en la realidad, nos hemos olvidado de mirar a la realidad.
Pablo Bengoa
Colegio San Cernin

¿Falsedad, maldad y adicción o sinceridad, alegría y amor?

El día a día: gente con el móvil, con las redes sociales, creyendo estar con alguien o creyendo hacer un favor a alguien al darle un “me gusta” a una foto de Instagram. Pero eso no son más que mentiras, falsedades. Todos ellos llevan una máscara en algún momento del día. Pero, ¿qué es más importante, tu hermano pequeño que quiere que le leas un cuento o ver la nueva foto que ha subido tu cantante favorita? Todo esto lo decides tú, la cuestión es ¿renuncias a esa máscara de la “felicidad” y te vas a leer un cuento a tu hermanito, que es la encarnación de la felicidad?
Gabriel Callejo Goena
Colegio Irabia-Izaga

¿Qué es la intimidad?

En esta foto he querido mostrar que la intimidad es como una ventana y al otro lado de ella no sabemos lo que hay y en cuanto pongamos algo en la red la ventana se empieza a abrir y a partir de entonces todo el mundo puede verlo.

Ya no es nuestro.
Diego Andrei Collantes Gladkow
Colegio San Cernin

¿Hasta qué punto nos benefician las nuevas tecnologías?

Actualmente hacemos un gran uso de las nuevas tecnologías, pero ¿hasta qué punto nos benefician? Muchas personas no son conscientes del auténtico propósito de muchos de los avances tecnológicos. Algunos las utilizan correctamente, por ejemplo, mostrando un paisaje del que pudieron disfrutar. Pero otros utilizan las nuevas tecnologías para esconderse de la realidad, sometiéndose a un mundo ficticio donde aparentemente nada es real. Lo que quiero mostrar con los molinos de la imagen es que, aunque algo nuevo nos parezca beneficioso, hemos de razonar y reflexionar acerca de lo que veníamos utilizando anteriormente antes de adentrarse directamente en las tendencias.
Osián Lorenzo Martín
Colegio Irabia-Izaga

¿Y si se va el WI-FI?

Hoy en día, las nuevas tecnologías se han convertido en un acompañante vital tanto para niños como para adultos, ya que nos aportan muchas facilidades, pero tambien es verdad que nos han creado una dependencia a estar todo el día enganchad@s a ellas.

Las nuevas tecnologías de la información y comunicación han producido notables cambios en nuestra sociedad, y eso ha hecho que cambie la forma de entender la identidad.

Actualmente todo es distinto, desde la forma de hacer las tareas, educar, estudiar... hasta la forma de cocinar, ya que las nuevas tecnologías están haciendo que las nuevas generaciones sean mucho más vagas ya que se nos da todo hecho con el simple hecho de teclear.
Nuria García
IES Marqués de Villena

¿Qué prefiero hacer en mi tiempo libre?

Mucha gente en su tiempo libre prefiere estar en el ordenador, jugar a la Play, sacarse fotos, pero también hay personas que prefieren hacer actividades al aire libre y desconectar de la tecnología.

En mi imagen quiero transmitir algo bueno y malo de la tecnología, por ejemplo, cuando quedo con mis amigos la mayoría del tiempo están con el móvil en vez de hablar entre nosotros, perdemos mucho tiempo en las redes sociales aunque nos comuniquemos mejor y por otra parte la tecnología nos ha ayudado mucho en algunos aspectos como el reciclaje del papel y la búsqueda mas fácil de información.
Ekaterina Deyanova
IES Navarro Villoslada

¿Sabes realmente quién se esconde tras la pantalla?

Las redes para nosotros son una vida paralela en la que sociabilizamos con gente que creemos que son de nuestra edad o entorno. Pero no nos damos cuenta que con una pantalla entremedio se pueden esconder muchas cosas, como, por ejemplo, una identidad. Es por eso que siempre debemos albergar dudas de la identidad de la persona que se esconde al otro lado de la pantalla.
Marina Alzate Moreno
Colegio San Cernin

¿Soy mi avatar?

Qué difícil es mentir delante de la persona a la cual mientes. Más fácil es, sin embargo, mentir desde la lejanía; donde al que mentimos no puede ver nuestra cara, que desnuda la mentira.

Qué difícil sería decir que se está bien cuando al que mientes ve tus lágrimas caer. Más fácil es, en concreto, llorar desde la lejanía; donde al que mentimos no puede ver nuestro lamento; encubriendo así la mentira.

La distancia y el anonimato nos invitan a crear un álter ego virtual, pudiendo así modelar nuestro propio mundo, lejano del real, en el que mostrar un falso reír, ocultando nuestro llorar.

Y es esa hipócrita alegría que muestra tu avatar, lo que proyecta en los demás una traidora simpatía, que no se corresponde con como eres de verdad.

¿Eres tu avatar?
Pablo Patús Díaz
Colegio Irabia-Izaga

¿Somos lo que comemos?

Nos alimentamos de tecnología, podría decirse que es el cargador de nuestra batería interna. Desayunamos un vaso de leche con un poco de red social y comemos pegados a un teclado ignorando todo lo demás, haciéndonos ignorantes.
Por si no fuera suficiente, cenamos con conversaciones llenas de emoticonos y dobles "vistos", dejando todo posible sentimiento atrapado en una carcasa con dos botones; encendido y apagado. Por si algún día nos interesa sentir algo más que meras ganas de estar conectados.
Naiara Barroco Igal
IES Marqués de Villena

¿Realidad natural o virtual?

En esta foto he querido reflejar la necesidad que ha tenido siempre el hombre para buscar la belleza como símbolo de identidad de la condición humana. Hoy en día, con las nuevas tecnologías, el hombre es capaz no sólo de encontrarla en la realidad física, sino que también la encuentra en la virtual. Es una paradoja que un simple fichero de datos (que son un conjunto de unos y ceros) despierte un sentimiento humano que son la base de nuestra identidad.
David Sainz Pruja
Colegio San Cernin

¿Nos estamos convirtiendo en máquinas, o se están apoderando de nuestro conocimiento?

Las nuevas tecnologías van formando una mayor parte de nuestra vida, van adquiriendo nueva información, útil para todo el mundo, y son capaces de recopilar más y más. Los seres humanos somos capaces de recopilar información, pero nuestra memoria tiene un límite, y por esa razón las nuevas tecnologías tienen un papel tan importante en nuestras vidas, nosotros les damos la información y ellas la recopilan. Pero eso nos hace todavía más dependientes de ellas y llegará un momento en el que solo las máquinas tengan la información.
Fco. Javier Vicente Goldaracena
Colegio Irabia-Izaga

¿Quién eres?

Sí, esa es mi pregunta. ¿Quién eres? Y no me refiereo ni a tu nombre, ni a tus apellidos, ni siquiera a tu DNI, sino a cómo eres, tu personalidad.

Desgraciadamente, desde que han llegado las nuevas tecnologías ya nada es lo mismo; en especial en los jóvenes de entre 12 y 19 años, que vivimos anclados a las redes sociales, y no somos nosotros mismos, sino meros avatares. ¿Somos nuestros emoticonos de las redes sociales? Para los demás somos lo que publicamos en Snapchat o Instagram o Twitter. Nuevas tecnologías, nuevas identidades. El mundo etiqueta por la actividad en Internet. Pero es una identidad irreal, una mera sombra de tu verdadera personalidad.

Tras esto, vuelvo a preguntar. ¿Quién eres?
Estíbaliz Allo
IES Marqués de Villena

¿Nos transforman las redes sociales en máquinas?

Las redes sociales son unas herramientas que nos ayudan a la relación con el resto de seres humanos. Para algunos filósofos como Marx, una de las bases de su antropología es la relación, el estar en contacto con otros seres humanos, pero hasta dónde hemos ido con las redes sociales. Hemos sobrepasado ese límite de herramienta y para muchas personas esa cuenta es algo más que una forma de relacionarse, ha dado paso a ser su vida. Esto produce un sí a la respuesta, las redes sociales nos transforman, pero realmente es porque nosotros lo dejamos. Entonces el problema es nuestro o de la red social.
Edrián Jesús Plata Córdoba
Colegio Irabia-Izaga

¿La tecnología nos mantiene vivos?

La tecnología va más allá de lo cotidiano (ordenadores, tablets…). Existe tecnología para cada aspecto de la ciencia y de la vida como pueden ser los aparatos utilizados en medicina, los cuales son capaces de mantener nuestro cuerpo vivo aunque esté en condiciones muy graves. Pero, ¿realmente nos mantienen vivos? Desde un punto de vista médico un ser humano está vivo mientras haya actividad cerebral, pero esa persona no puede hacer uso de la razón o de su ámbito espiritual. Es cierto que la tecnología mantiene su cuerpo con vida, pero, desde un punto de vista filosófico, ¿realmente está viva?
Álvaro Iboleón Azcona
Colegio San Cernin

¿Real o virtual?

Una pose atractiva, un poquito de photoshop, unas cuantas menciones a mis amigos y…¡listo! ¡Listo para que cantidad de gente a la que apenas conozco me adore! Pero…¡¿este soy yo?! ¡Soy genial! ¿Que no me veo así en la realidad? Es la perspectiva, que… pero el de la foto soy yo, ¿no? ¡En ningún momento he dejado de serlo! ¿Me comparas con un suplantador de identidad? Estás loco, como una cabra, así te va…

Andrés Santiago Díez
Colegio Irabia-Izaga
Tercer premio

¿Ser o no ser?

Quererte o querer a alguien que aparentas ser, vivir siendo o vivir sin ser. Vivir sin querernos no es vivir, y tener “dos caras” para enfrentarse a la vida, o mejor dicho a la sociedad, no es vivir. Querer ser algo que no eres no es la mejor manera para ser feliz, hacer ver a la gente que eres feliz sin serlo no te hace más fuerte, ni mejor persona, hace que vayas cayendo poco a poco, que comiences a romperte en pequeños trocitos hasta que un día no puedas valorar nada más allá del qué dirán y tenga un vacío que solo tú puedes llenar. Así que… respecto a lo de ser o no ser… Shakespeare, que sepas que tengo la respuesta, SER LO QUE ERES Y NO SER LO QUE LOS SEGUIDORES DE INSTAGRAM QUIEREN QUE SEAS.

Julia Escalda Barrado
IES Marqués de Villena

Toc, toc... ¿quién es?

TOC, TOC… ¿Quién es? ¿Hoy en día quién sabe? Antaño podías ser Rodríguez hijo de Rodrigo, actualmente tu identidad está rebajada a un algoritmo de números enteros en los cuales te identificas en la vida cibernética. ¿Quién está detrás? Es una pregunta ya olvidada, números, somos números. Detrás de aquel halo de luz emitido por ese dispositivo se encuentra él, se encuentra ella, te encuentras tú.

Javier Rodríguez Martínez
Colegio San Cernin

¿Y tú quién eres?

Quizá digas ser tu foto de perfil en Facebook, o tu última publicación en instagram, o tu último retweet en Tweeter… Supongo que no recordarás los momentos que no aparezcan fotografiados en tu galería, y que aquellos que no te manden un whatsapp cada dos minutos, no serán tus amigos, que digo, ni siquiera conocidos. Cambiemos las oraciones dubitativas por afirmaciones rotundas. Escondido detrás de la pantalla no existe el miedo, eres quien quieres ser. Por ello, aterra separarse del teclado, entablar conversaciones de ascensor (y ni hablar de otras más serias), bailar si apetece, porque te gusta, a ti y punto sobre la i... ¿Qué dices? Estás loca. Eso no se lleva. Prefiero perderme las vistas desde aquí antes que no tener una foto de recuerdo… No sé, quizá sea comodidad, o idiotez; puede que sea comunicación, o escasez de sentimientos; debe de ser super extrovertida, o demasiado tímida… Bah, no importa, de todos modos Google tendrá la respuesta.
Natalia Martínez
IES Marqués de Villena

¿Quién soy yo?

¿Quién soy yo? Yo tengo varios yos. Los yos que creo en la red y mi yo real, el que nadie ve. Puedo jugar a ser todos los yos que quiera siendo solo uno. Interpretar diversos papeles pero al mismo tiempo solo ser uno. Yo soy el creador de mi identidad. La red me permite crear una identidad nueva, experimentar y decidir como quiero que me vean los demás. ¿Pero quién soy yo cuando apago la pantalla? Yo soy el que se esconde bajo todas esas caretas de mis yos creados, el yo que tú no puedes ver.
Lucía María Ruiz Ullate
Colegio San Cernin

¿No crees que abusar del móvil es perjudicial para la salud de tu alma?

Pretende ser una reflexión sobre cómo afecta el uso excesivo del móvil en la gente. Este mal uso puede afectar y llevar a desarrollar una identidad humana incapaz de valorar las cosas importantes y bellas de la realidad. En la fotografía sale una cajetilla de tabaco con un móvil en su interior, insinuando así lo nocivo que puede llegar a ser. La imagen de un joven absorto en el móvil dando la espalda a un bello paraje es una metáfora que nos cuestiona sobre lo que nos perdemos si nos enganchamos a las nuevas tecnologías, en el fondo, a nosotros mismos.
Álvaro Fernández Lacabe
Colegio Irabia-Izaga

¿Y si la tecnología fuera un sentido?

Esta chica padece desde su nacimiento “Microtia con agenesia del conducto auditivo externo”, por lo que de no ser por el aparato que lleva en el oído tendría importantes problemas de audición, lo que a su vez haría que tuviese problemas a la hora de relacionarse con los demás y poder llevar la vida de una chica normal. Esto nos lleva a reflexionar sobre todo lo bueno que la tecnología nos aporta, enriqueciendo nuestras vidas y llegando incluso a formar parte de nosotros.
Mikel Mancho Sagüés
Colegio San Cernin